Cuando escuchas o lees la frase «uno es pobre porque quiere» ¿qué piensas al respecto? ¿qué emociones te genera? Quiero que reflexionemos en profundidad sobre un tema polémico que al mismo tiempo merece pensar sobre ello

Origen de la expresión

La frase «uno es pobre porque quiere» se inscribe en una larga tradición de pensamiento que valora el individualismo y la automotivación. Esta perspectiva, enraizada en una visión meritocrática, a menudo se enfrenta a críticas por su aparente falta de consideración hacia las circunstancias estructurales y contextuales.

La historia nos muestra ejemplos de personas que han superado adversidades inconcebibles a través del ingenio y la perseverancia, así como ejemplos de individuos atrapados en un ciclo de pobreza del cual es prácticamente imposible escapar debido a factores sistémicos. Esta afirmación no se puede entender completamente sin considerar el contexto individual y social en el que se interpreta.

¿Cuáles son los motivos que provocan la pobreza?

La pobreza es multifacética. En algunos casos, las circunstancias estructurales como la falta de acceso a una educación de calidad, empleo, alimentación y atención médica desempeñan un papel significativo. En otros, factores más personales como el esfuerzo, la inteligencia, las habilidades sociales y la voluntad son decisivos.

  • Cada persona enfrenta una mezcla única de estas variables. Ignorar cualquiera de ellas sería simplificar un problema complejo.

¿Estos motivos se pueden revertir con el esfuerzo individual?

La mayoría de las personas de bajos recursos trabajan como los que más y aún así no logran prosperar, muchas veces porque viven en entornos complicados y dramáticos en donde mantener la mente alineada con objetivos más elevados se torna muy complejo, en donde además las dinámicas del entorno les hacen pensar de cierto modo, nadie les enseñó a pensar con otra perspectiva, a tener educación de calidad, conocimientos financieros, circunstancias que los mantienen en bucle en una situación que si bien trabajan duro, no les rinde de un modo adecuado.

Pero eso no invalida el esfuerzo, ya que todos los que salen de la pobreza lo han hecho a través de dicho esfuerzo y perseverancia, solo que quizás, lo canalizaron de otro modo o incluso, tuvieron más suerte.

No todos los que se esfuerzan salen de la pobreza, pero no esforzarse garantizará mantenerse pobre. En el fondo, en la raíz, el único modo de salir de la pobreza es mediante el esfuerzo y la perseverancia (para aprender, para crecer, para superar las adversidades).

Reflexión abierta

La realidad rara vez se acomoda a simplificaciones de «bueno / malo», «arriba / abajo», «izquierda / derecha». Sí bien hay estructuras y sistemas que perpetúan la pobreza, también hay un poder inmenso dentro de cada individuo.

Piensa que absolutamente toda la humanidad, provenimos de unos mismos ancestros que si vivieran hoy, se considerarían de extrema pobreza, pero que de algún modo nos han traído hasta nuestros días. Admiremos con respeto, humildad y agradecimiento todo lo que como humanidad hemos logrado, dándonos cuenta de que importa tanto el empoderamiento individual, como la conciencia colectiva. De que si estamos donde estamos, es por la suma del esfuerzo, sacrificio, valentía e ingenio de miles de millones de humanos que nos han precedido.

  • En lugar de utilizar frases que polaricen podemos centrarnos en lo que realmente importa: encontrar JUNTOS maneras efectivas y equitativas para ayudar y empoderar a las personas a mejorar sus propias vidas y a seguir mejorando.

Si realmente quieres motivar a alguien nunca le digas la frase: «uno es pobre porque quiere» porque hay muchas falacias y falta de consideración en esa afirmación.

Aunque sea más duro, aunque sea más difícil, aunque parezca injusto, el único camino es que tanto el que es pobre se esfuerce al máximo, como también, el que esté en una posición favorable, tienda la mano y verdaderamente busque ayudar, no solo con dinero, sino también con oportunidades, con educación, con empatía y en última instancia, con HUMANIDAD, porque estamos juntos en este barco y es algo que nos incumbe a todos.

Continuar leyendo:

  • Las 9 claves [reales] del éxito. Puede que duela (y que te guste)
  • Toma el control de tu vida siendo consciente del placer y del dolor
  • ¿Necesitas un logo profesional? Lo que nadie te explica y deberías saber
  • “Los secretos de la mente millonaria” de Harv Eker. Un libro revolucionario para transformar tu mente
  • Cómo evitar los 6 errores más comunes en las finanzas
  • Padre rico, padre pobre (Robert Kiyosaki). Consigue tu libertad financiera.

La entrada ¿Uno es pobre porque quiere? Analizamos esta polémica afirmación aparece primero en Tentulogo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.