Hace tiempo que lo vienes pensado. No estás feliz con tu trabajo, el dinero no te alcanza o, simplemente, quieres explorar y hacer algo distinto.

Has hecho tu lista de pros y contras y esa idea que parecía tan lejana ha comenzado a convertirse en un proyecto.

Te has decidido: quieres emprender, pero las preguntas bailan en tu cabeza.

¿Por dónde empezar?, ¿qué debo vender?, ¿a quién le vendo?

Estas dudas te impiden avanzar.

Por eso, para que puedas realizar por fin tu sueño, en este artículo hallarás todos los pasos para poner en marcha tu negocio online global.

Cómo montar un negocio online, el paso a paso

El dinero es un bien limitado y no dispones de una suma astronómica para invertir.

Sin embargo, puedes crear una tienda online de forma básica e ir creciendo en la medida en que recibes tus primeras compras, reinvirtiendo el dinero y ampliando tu oferta.

Si quieres que resulte un éxito:

1. Detecta una necesidad insatisfecha

Se trata de saber mirar, para ver lo que aún otros no han visto. De saber escuchar, para oír problemas cotidianos y encontrar soluciones innovadoras.

Amigos, familia, contactos en redes sociales, las fuentes de información son múltiples y ni siquiera tiene que ser una gran idea. Lo importante es que sea tuya.

Quizás solo se trate de encontrar una vuelta de tuerca a algo que existe u ofrecer un servicio personalizado que le permita al cliente crear su propio producto.

2. Determina tu buyer persona

Cuando ya tienes una necesidad que cubrir, tienes que saber a quién vas a venderle.

Es más sencillo si a este consumidor le das un nombre y lo describes de manera completa: qué edad tiene, cuál es su sexo, de qué trabaja, cuáles son sus miedos, cuáles son sus deseos, a qué aspira.

Mientras más datos tengas, más fácil será dar con él.

3. Estudia la competencia

Seguramente exista en la web un negocio online como el que quieres montar.

No te preocupes. Es más, conócelo en profundidad.

Estudia su oferta, los servicios asociados, los métodos de pago y el modo de entrega.

Recuerda que para hacerlo diferente debes saber lo que otros están haciendo.

4. Define la cartera de productos

Pueden ser productos complementarios entre sí (si vendes camisetas puedes ofrecer shorts, si vendes macetas pueden ser semillas y fertilizantes, etc.) o puedes optar por trabajar con una sola línea variada (macetas de diferentes materiales y tamaños, para interiores y exteriores, por ejemplo).

Si en lugar de ofrecer productos tienes conocimientos de los que puedes sacar provecho, ofrecer servicios como clases de música, de yoga, de gimnasia o de cocina es una gran opción.

Puedes diseñar cursos por niveles, dar clases personalizadas o brindar asesoramiento virtual.

¡Anímate!

5. Selecciona proveedores

Este paso puede dividirse en otros más pequeños ya que primero debes definir si necesitarás varios proveedores para un tipo de producto, si serás distribuidor de una marca en particular o si aprovecharás el dropshipping.

Una vez que lo hagas, deberás buscar a tus proveedores, testear los productos y seleccionar aquellos que mejor se ajusten a tu buyer persona.

Crea tu negocio online multilingüe con la ayuda de una agencia de traducción

Ya tienes parte de tu negocio definido, pero para convertirlo en un negocio online deberás escoger un nombre, definir un dominio y contratar el hosting.

Una vez dado este paso, es tiempo de comenzar a redactar tu sitio web.

Kate Banaag, encargada del contenido internacional de la agencia de traducción Tomedes aconseja que “para poder ampliar el alcance de la oferta de todo negocio online la mejor opción es trabajar de manera conjunta con traductores profesionales”.

¿La razón? La traducción de contenidos a más de una lengua te permitirá llegar a nuevos mercados, multiplicando tus posibilidades de hallar una cuota amplia, que asegure tu éxito.

El equipo de traductores profesionales de una agencia de traducción puede echarte una mano mientras te ocupas del marketing online y de gestionar las redes sociales.

Ten en cuenta que cuando se trata de un emprendimiento online, tu sitio web es el único lugar de referencia que tienen tus clientes para conocerte y ponerse en contacto contigo.

Si transmites una imagen de seriedad y generas confianza, estrechar lazos será mucho más simple.

Una agencia de traducción se encargará de mostrar tu mejor cara a tus clientes internacionales.

Además, recuerda considerar, al momento de redactar tu sitio, los términos de uso de la web, política de privacidad (LOPD), Ley de Cookies, Ley LSSI y condiciones de contratación.

Montar un negocio online no se resuelve en un mes

Para comercializar productos online debes inscribirte como autónomo o como empresa.

Si ya lo hiciste, quedan aún pendientes los trámites y costes aduaneros, decidir sobre medios y métodos de pago, determinar garantías y tiempos de entrega.

Si has optado por el dropshipping tienes una buena parte resuelta. De lo contrario, deberás ocuparte tú mismo de la logística y el transporte.

Lo que nadie te dice cuando preguntas cómo emprender un negocio online es que necesitarás colaboración y que eso está bien.

Una agencia de traducción puede ayudarte a ampliar tus horizontes y profesionales contables y legales con los trámites de sus respectivas áreas.

La paciencia es también una forma de acción

No desesperes, todo trabajo bien hecho lleva su tiempo y, si quieres vivir de tu emprendimiento, deberás ser paciente.

Ya conoces los pasos y ahora sabes cómo montar una empresa online.

No quedan más excusas, ¡ha llegado el tiempo de hacerlo!

The post Montar tu negocio online global es posible: 5 pasos claves para emprendedores que recién comienzan appeared first on Blog Club del Emprendimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *