La conciliación laboral y familiar es complicada. Pero las madres lo tienen aún peor y suelen ser las que deben renunciar a su trayectoria profesional para “ser buena madre”. De ahí surge una comunidad de “madres cabreadas”, y hoy hablamos con María Sánchez, su creadora.

¿Cómo surge la creación de madres cabreadas? ¿Con qué objetivo?

La idea de Madres Cabreadas surge espontáneamente de una situación familiar tan cotidiana como es el llegar a casa del trabajo agotada y tener que atender las tareas del hogar, los niños, los recados y mil cosas más que solemos hacer las madres cada día. No es nada nuevo, pero la sensación de no llegar a todo es algo bastante común en casi todas las madres, así que decidí que mis quejas abandonaran el ámbito privado de mi hogar para que el mundo me escuchara.

Así que los orígenes de Madres Cabreadas fueron un desahogo y una reivindicación necesarios para mi salud mental por las dificultades que encontramos las mujeres para conciliar la vida laboral y la familiar, a modo de Tweet al principio, para más adelante convertirse en un blog que dio lugar a una gran comunidad on line de madres que compartimos la lucha diaria para sacar adelante nuestro trabajo y nuestra familia en clave de ironía y humor. El Hashtag #meCabrea fue en los comienzos nuestra seña de identidad.

¿A qué te dedicabas antes?
Siempre he compaginado el blog con el ejercicio de la abogacía.

¿A quién os dirigís? ¿Cuál es vuestro público objetivo?
Mi público objetivo son mujeres madres como yo, que queremos tener la libertad de elegir cómo queremos vivir nuestra maternidad y no queremos que nuestra carrera profesional se vea mermada en cuanto a oportunidades por tener hijos. Queremos que la corresponsabilidad y la conciliación laboral y familiar sea una realidad en nuestro país, como así lo es en otros países de Europa, y creemos que ser madre es un plus en cuanto a aptitudes profesionales se refiere ya que nos proporciona unas habilidades excepcionales para organización, optimización de recursos, multi tasking, manejo de conflictos, capacidad de sacrificio y de trabajo, compromiso y responsabilidad.

¿Cuáles son vuestros objetivos del proyecto?
La comunidad on line Madres Cabreadas pretende ser un punto de encuentro de madres donde compartimos experiencias, nos apoyamos, comprendemos y empoderamos en el día a día. En ella encontramos herramientas para hacernos la vida más fácil, surgen sinergias entre nosotras, y también sirve de altavoz para testimonios de superación que puedan ayudar a otras mujeres, reivindicaciones y dar difusión de proyectos de nuestras madres emprendedoras que les permitan compaginar el cuidado de su familia con una actividad laboral.

¿Qué tal es lanzar iniciativas como esta? ¿Resulta sencillo o todo lo contrario?

Las cosas que merecen la pena en la vida siempre cuestan trabajo y esfuerzo, sobre todo cuando tienes el tiempo tasado y tienes que distribuir tu energía en múltiples frentes, pero con tesón, ilusión y creyendo en tu proyecto todo resulta más fácil.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *