La crisis del coronavirus azota a todos los sectores y modelos de trabajo en mayor o menor medida. La franquicia también ha notado su caída en las ventas, ya que muchos locales han tenido que cerrar sus puertas. La Asociación Española de Franquiciadores (AEF) está teletrabajando con el objetivo de funcionar como interlocutor del sistema de franquicias en nuestro país ante la Secretaría de Estado del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo. Desde el día 9 de marzo hasta la actualidad, la asociación ha ido enviando informes sobre la expansión del virus y su efecto en el modelo de la franquicia.

De esta manera, la secretaría de Estado está informada sobre cómo el Covid-19 está influyendo en la franquicia. Especialmente se aportan ejemplos reales de franquiciadores y su caída de las ventas, locales cerrados, medidas de ayuda que han desarrollado con sus franquiciados, etc. “Somos los interlocutores de la franquicia ante la Administración, y esa es una responsabilidad y una labor que estamos realizando a través de estos informes que remitimos cada semana a la Secretaría de Estado del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, con el fin de que conozcan la realidad actual que está atravesando este sistema de negocio y puedan impulsar los apoyos y las medidas que estimen oportunas para hacer frente a esta situación”, han declarado desde la AEF.

Cómo será la franquicia tras el coronavirus

El objetivo de todo el análisis e información es que la franquicia se recupere tras esta crisis. Es por ello que la asociación también trabaja para adecuarse al escenario económico que puede quedar tras superar esta crisis en el modelo de negocio de la franquicia. La organización asegura que el impacto económico es muy negativo en la franquicia por la obligación de cerrar muchos establecimientos tanto propios como franquiciados. Sin embargo, son optimistas y aseguran que este sistema “siempre ha demostrado que ha sabido salir airoso de las crisis”.

Las previsiones que dan los expertos es que el sistema  deberá que adaptarse al nuevo escenario demostrando la madurez que tiene, y así “ir recuperando paulatinamente la actividad, apostando por nuevos formatos de negocio, impulsando el mundo online, escuchando las nuevas demandas de los consumidores y promocionándose como un sistema que ofrece ventajas y valores añadidos a quienes quieran franquiciar sus empresas o convertirse en franquiciados, para seguir siendo un modelo de comercio generador de empleo”.

La organización promete favorecer y ayudar a sus franquiciados, y seguir enviando informes al estado para que este modelos de negocio no quede en el olvido.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *